miércoles, 31 de agosto de 2016

Buenos días, 31 de agosto de 2016

«Alegría y amor son las dos alas de las grandes acciones”
(Goethe)



SANTORAL

Robustiano y Marcos; Aidano, Abad, Obispo; Arístides, Filósofo, confesor; Paulino, Mártir, Obispo; Ramón Nonato, Cardenal, Religioso; Dominguito del Val, Patrono de los monaguillos; José de Arimatéa; Nicodemo; Isabel de Francia, fundadora; Formerio, anacorea, mártir; Cesido y compañeros, mártires; Amado, obispo; Bonayunta, confesor; Francisco Piani, Beato, Confesor; Pedro (Pere) Tarrés, Sacerdote; Andrés, Beato;


REFLEXIÓN:


¿Para quién cantan los pájaros?

Bholabhai estaba de vacaciones en el campo. Alquiló un bungalow cerca de una reserva natural de aves. Una gran variedad de pájaros cantaba alegremente, al otro lado de su ventana, durante todo el día. Bholabhai se sentía tan emocionado que, cada vez que salía de la casa, daba gracias a Dios por las encantadoras melodías de los pájaros. Un día, el encargado de la reserva salió a su encuentro y le dijo:

-¿No creerás que esos pájaros cantan para ti?

-Por supuesto que lo creo –le respondió Bholabhai-. Estoy seguro que Dios los envió para que cantaran sólo para mí.

-Pues estás muy equivocado. ¡Los pájaros cantan para mí! Se enzarzaron en una disputa tan acalorada, que decidieron ir a juicio. El juez escuchó el caso cuidadosamente y, luego, con enorme sorpresa de ambos, les impuso a cada uno una multa.

¡Cómo pudieron ser ustedes tan osados! –explicó su sentencia el juez muy malhumorado. ¡Que todo el mundo sepa sin lugar a dudas que esos pájaros siempre han cantado sólo para mí!

(Tomado de Lewis, Hedwig, “En casa con Dios”)


ORACIÓN:

Señor, envía a nuestros corazones la abundancia de tu luz, para que, avanzando siempre por el camino de tus mandatos, nos vemos libres de todo error. Por nuestro Señor Jesucristo.
Amén.

Petición

Ayúdame, Señor a tener la fe y la fuerza de anunciar el evangelio a los pobres y a los cautivos anunciarles la libertad.

Diálogo con Cristo

Señor, gracias por venir a mi casa en esta oración. Estoy agradecido por la atención personal que me das, especialmente cuando estoy enfermo y necesitado de tu gracia. Quiero corresponder rápidamente, como lo hizo la suegra de Pedro, sirviendo con alegría y prontitud a todos mis hermanos. El mundo está enfermo, muchos tienen una gran necesidad de Ti. Te ofrezco ser generoso y compartir la fuerza de tu presencia en mi vida.

Propósito

Hoy visitaré y consolar a una persona enferma, más que con palabras, con mi cercanía alegre, serena y sincera.


No hay comentarios:

Publicar un comentario