martes, 15 de marzo de 2016

Buenos días, 15 de marzo de 2015


Uno a uno, todos somos mortales.
Juntos, somos eternos”.
Apuleyo
 



VIDEO
 
Un estremecedor video da cifras reales de la situación familiar en España. Un hecho que debería hacernos reflexionar como sociedad respecto a las prioridades y valores esenciales en nuestras vidas.
 
Conoce un experimento social llamado padres y madres desaparecidos que no puede ni debe pasar desapercibido.
 
Los niños, nuestros hijos, son primero. Ojalá encontremos soluciones conjuntas como sociedad para ayudar a todos aquellos padres que por un motivo u otro no pueden estar. Y si tú puedes, no dejes de hacerlo.



 
SANTORAL
 
Luisa de Marillac,
fundadora (1591-1660)
 
Raimundo de Fitero, Sisebuto, Adyuto, Probo abades; Longinos, Aristóbulo, Menigno, Nicandro, Matrona o Madrona, Leocricia, mártires; Zacarías, papa; Clemente María Hofbauer, confesor; Especioso, monje; Luisa de Marillac, fundadora.
 
 

 
 
REFLEXIÓN:
El problema
 
Un ratón, observaba a un granjero y a su esposa abriendo un paquete. Sintió curiosidad por lo que podría contener. Pero… ¡Quedó aterrorizado cuando descubrió que era una trampa para cazar ratones!
 
Fue corriendo al patio de la granja a advertir a todos: ¡Hay una ratonera en la casa, una ratonera en la casa!
 
La gallina, que estaba cacareando, levantó la cabeza y dijo: discúlpeme Sr. Ratón…Yo entiendo que es un gran problema para usted, pero a mí no me perjudica en nada, no me preocupa.
El ratón se acercó al cordero: ¡Hay una ratonera en la casa, una ratonera!
 
El cordero respondió: discúlpeme Sr. Ratón, no hay nada que yo pueda hacer, solamente pedir por usted. Quédese tranquilo, será recordado en mis oraciones.
 
El ratón se dirigió entonces a la vaca, pero esta le contestó: ¿Acaso estoy en peligro? Estoy segura que no.
 
Entonces el ratón volvió a casa, preocupado y abatido.
 
Aquella noche se oyó un gran escándalo, mucho movimiento y ruido.
 
La mujer del granjero corrió para ver qué había pasado, pero en la oscuridad, no vio que la trampa había atrapado la cola de una serpiente venenosa y al acercarse, la serpiente mordió a la mujer.
 
El granjero la llevó inmediatamente al hospital y después de atenderla, le dieron el alta, con la recomendación de que esa misma noche bebiera una sopa caliente.
 
Al llegar a casa, el granjero con su cuchillo, fue a buscar el ingrediente principal: LA GALLINA
 
Como la enfermedad continuaba, los amigos familiares y vecinos fueron a visitarla y claro para alimentarlos a todos, el granjero mató al: CORDERO
 
La mujer a pesar de los esfuerzos de su esposo, no mejoró y acabó muriendo. El granjero como necesitaba dinero para el funeral, tuvo que vender: LA VACA
 
MORALEJA: Cuando escuches que alguien tiene un problema y no represente una carga a tu conciencia, recuerda esta historia.
 
 
 
ORACIÓN:
 
Reflexión del Papa Francisco:

Ante todo, ¡Dios perdona siempre! No se cansa de perdonar. Somos nosotros los que nos cansamos de pedir perdón. Pero Él no se cansa de perdonar. Cuando Pedro pregunta a Jesús: “¿Cuántas veces debo perdonar? ¿Siete veces?”. “No siete veces: setenta veces siete”. Es decir siempre. Así perdona Dios: siempre. Y si tú has vivido una vida de tantos pecados, de tantas cosas feas, pero al final, un poco arrepentido, pides perdón, ¡te perdona inmediatamente! Él perdona siempre.
 
Sin embargo, la duda que podría surgir en el corazón humano está en el "cuánto" Dios está dispuesto a perdonar. Y bien basta arrepentirse y pedir perdón. No se debe pagar nada, porque ya Cristo ha pagado por nosotros. El modelo es el hijo pródigo de la Parábola, que arrepentido prepara un razonamiento para exponerle a su padre, el cual ni siquiera lo deja hablar, sino que lo abraza y lo tiene junto a sí.
 
No hay pecado que Él no perdone. Él perdona todo. «Pero, padre, yo no voy a confesarme porque hice tantas cosas feas, tan feas, tantas de esas que no tendré perdón...» No. No es verdad. Perdona todo. Si tú vas arrepentido, perdona todo. Cuando… ¡eh!, tantas veces ¡no te deja hablar! Tú comienzas a pedir perdón y Él te hace sentir esa alegría del perdón antes de que tú hayas terminado de decir todo.
Además cuando perdona, Dios hace fiesta. Y, en fin, Dios olvida. Porque lo que le importa a Dios es encontrarse con nosotros... (Homilía en Santa Marta, 24 de enero de 2015)
 
Diálogo con Jesús

Señor Jesús, que bueno es contar con tu presencia y con tu gracia que abarca más de lo que nosotros podamos necesitar.
 
Tú nos has presentado al Dios todopoderoso, no como una omnipotencia lejana, sino como un Padre cercano, un Padre bueno que nos ama y nos perdona todo.
 
Miro atrás y me doy cuenta de cuánto he ofendido a este amado Padre con todas mis faltas, con mi rebeldía y mi soberbia.
 
Me alejo de Él cuando miento, soy deshonesto o cuando no cumplo con ese mandato de amor de encontrarme con su Hijo en la Eucaristía. Mi Señor, no merezco tanta bondad de tu parte, siento que abuso de tu extrema generosidad. Pero Tú, piensas diferente de nosotros.
 
No he siquiera ido a pedirte perdón cuando ya vienes en mi rescate a abrazarme, a consolarme, a mostrarme todo el afecto que habías estado acumulando en mi ausencia. Me perdonas todo, ni siquiera permites expresarme porque ya Tú conoces las intenciones del corazón.
 
Con razón la Santísima Virgen María, proclamó en su canto de alabanza que tu misericordia se extiende de generación en generación.
 
Oh amado Padre, quiero vivir una profunda Conversión, esa que se enfoca desde tu visión perdonadora. Quiero ser capaz de entender tu amor y perdonar a aquel que me ha ofendido, olvidándome de sus faltas en un abrazo fraterno.
 
Limpia mi corazón del rencor y de la autosuficiencia y a cambio llénalo de tu amor. Amén
 
Propósito de Cuaresma:

Rezaré un misterio del Rosario por la santidad de los sacerdotes, religiosos, religiosas y misioneros laicos.
 
Reflexionemos juntos esta frase:

"Cuando nos encontremos con la cruz, digamos a María: ¡Madre nuestra, danos fuerza para aceptar y abrazar la cruz!". (Papa Francisco)
 

-----------------------------------------
ESPECIAL BUENOS DÍAS
-----------------------------------------

13 versículos bíblicos que pueden 
ayudar a tu matrimonio 

Incluso si no eres creyente te servirá para superar crisis conyugales


Volver a mirar la Biblia en tu matrimonio es una óptima manera de recordar la importancia de las promesas que hiciste de continuar vinculado a tu fe y a tu cónyuge diariamente. Aquí presentamos algunos versículos bíblicos que te ayudarán en tu matrimonio, tanto en los buenos momentos como en los malos.

Para recordar la fuerza del matrimonio

1.“Si atacan a uno, los dos harán frente. La cuerda de tres hilos no es fácil de romper”. (Ec 4,12)

2. Creó, pues, Dios al ser humano a imagen suya, a imagen de Dios le creó, macho y hembra los creó. Y Dios los bendijo diciéndoles: «Sean fecundos y multiplíquense. Llenen la  tierra y sométanla. Tengan autoridad sobre los peces del mar, sobre las aves del cielo y sobre todo ser viviente que se mueve sobre la tierra.» (Gn 1, 27-28)

3. “Pues bien, lo que Dios unió, no lo separe el hombre”. (Mc 10,9)

4. “Vive la vida con la mujer que amas, todo el espacio de tu vana existencia que se te ha dado bajo el sol, ya que tal es tu parte en la vida y en las fatigas con que te afanas bajo el sol”. (Ec 9,9).

Para recordar del poder de la paciencia y el perdón

5. “Ante todo, tengan entre ustedes intenso amor, pues el amor cubre multitud de pecados”. (1 P 4,8)

6. “Los  exhorto, pues, yo, preso por el Señor, a que vivan de una manera digna de la vocación con que fueron llamados, con toda humildad, mansedumbre y paciencia, sopórtense unos a otros por amor, poniendo empeño en conservar la unidad del Espíritu con el vínculo de la paz”. (Ef 4, 1-3)

7. “Sean más bien buenos entre ustedes, entrañables, perdonándose mutuamente como los perdonó Dios en Cristo”. (Ef 4,32)

Para dar lo mejor de sí en la lucha contra las tentaciones

8. “No han sufrido tentación superior a la medida humana. Y fiel es Dios que no permitirá que sean tentados sobre sus fuerzas. Antes bien, con la tentación les dará modo de poderla resistir con éxito”. (1 Co 10,13)

9. “Tengan todos en gran honor el matrimonio, y el lecho conyugal sea inmaculado; que a los licenciosos y adúlteros los juzgará Dios”. (Heb 13,4)

Para confiar en Dios en los momentos de dificultad

10. “Confía en Yahveh de todo corazón y no te apoyes en tu propia inteligencia; reconócele en todos tus caminos y él enderezará tus sendas”. (Pr 3,5-6)

11. “¿No te he mandado que seas valiente y firme? No tengas miedo ni te acobardes, porque Yahveh tu Dios estará contigo dondequiera que vayas”. (Jos 1,9)

12. “Sabemos que en todas las cosas interviene Dios para bien de los que le aman; de aquellos que han sido llamados según su designio”. (Rm 8,28)

13. “Que bien me sé los pensamientos que pienso sobre ustedes – oráculo de Yahveh – pensamientos de paz, y no de desgracia, de daros un porvenir de esperanza” (Jer 28,11)


No hay comentarios:

Publicar un comentario